DGT, ¿dónde están nuestras estadísticas?

La DGT, a través del extinto Observatorio Nacional de Seguridad Vial, publicó en 2011 un hermoso manual, titulado «La movilidad segura de los colectivos más vulnerables», en que se explica su estrategia (de entonces) hasta 2020.

La movilidad segura de los colectivos más vulnerables
La movilidad segura de los colectivos más vulnerables – DGT/Observatorio Nacional de Seguridad Vial, 2011

No tiene desperdicio, y la idea general es preciosa:

Un 54% de los accidentes con víctimas y un 22% de los fallecidos por accidente de tráfico en el año 2010 han tenido lugar en zona urbana.

En las últimas décadas, los cambios en la configuración urbanística de las ciudades han transformado el modelo de movilidad de los ciudadanos, ya que la segregación de los usos y de las actividades, y el aumento de las distancias, han convertido el automóvil en el modo principal de transporte para muchas personas. Este hecho ha tenido como consecuencia impactos sociales y ambientales de gran calado que han afectado la calidad de vida y el bienestar colectivo. La accidentalidad vial es uno de los principales. Continuar leyendo «DGT, ¿dónde están nuestras estadísticas?»

La publicidad bipolar de la DGT en cuanto a ciclistas urbanos

La DGT ha preparado una campaña específica enfocada a las bicicletas por la Semana Europea de la Movilidad de 2013. Es un tanto esquizofrénica.

Por una parte, en Youtube han colgado un vídeo que contiene bastantes buenas ideas. Dura más de 3 minutos.

En general da consejos correctos y el tono del vídeo me parece sensato y adecuado. Dice cosas muy interesantes sobre concienciar a todos los usuarios para compartir la vía, sobre todo a conductores. Y eso está muy bien. Continuar leyendo «La publicidad bipolar de la DGT en cuanto a ciclistas urbanos»

Las trampas legislativas

El 26 de julio se aprobó en el Consejo de Ministros el Anteproyecto para la nueva Ley de Tráfico y Seguridad Vial de 2013. La noticia está en varios medios, y podéis consultar la presentación oficial.

En la rueda de prensa, el señor Jorge Fernández Díaz, ministro de lo de dentro, ha afirmado…

…que, consciente del debate que genera esta medida, el Ejecutivo queda a disposición de la búsqueda de acuerdos sobre esta materia en una subcomisión de Tráfico y Seguridad Vial del Congreso, a través de la que se podrán introducir enmiendas (siempre que haya un acuerdo «con suficiente consenso») hasta la culminación parlamentaria.

En el Anteproyecto, que ha de ser aprobado en el Congreso, se incluye desde el principio la obligatoriedad del casco ciclista en España para todos los menores de 18 años, en todas las vías. Las posibles «enmiendas con suficiente consenso» no se sabe cuáles son, pero se intuye en qué dirección irán.

En el Congreso, el Partido Popular cuenta con mayoría absoluta que le permite aprobar lo que quiera, siempre que lo consensúe internamente. E incluso aunque la Ley no incluyera obligatoriedad del casco para los adultos, es posible que se incluyera en un posterior Reglamento.

Así pues, ojo con las noticias que parecen buenas. No hay nada definitivo.

Un estándar a toda prueba

Ya hemos hablado previamente sobre por qué el estándar EN 1078 de cascos de bici no ofrece protección frente a accidentes con otros vehículos y atropellos. Pero hoy hemos visto a través de los señores de Copenhagenize un proyecto de casco de bici de lo más original, que según sus creadores cumple con el estándar. Imagino que habrá que probarlo antes.

El casco de marras es de pasta de papel y costaría más o menos un euro la unidad. UN. EURO. Miren.

Paper Pulp Helmet from Bobby Petersen on Vimeo.

Habitualmente la innovación me parece casi siempre un buen valor. Pero en este caso me hace pensar en lo obvio: ¿de verdad un trozo de cartón de 3 mm de grosor CUMPLE EL ESTÁNDAR que tanto ha de «proteger» los cráneos de los ciclistas? ¿No les parece que hay gato encerrado?

Los números hablan (II): uso de casco y lesiones craneales en ciclistas accidentados en España

Continuamos con el análisis estadístico, por decir algo, de las cifras de accidentalidad ciclista que la DGT no ha podido liberar. Afortunadamente la Universidad de Sevilla ha optado por ponerlas a disposición de todo aquel que quiera estudiarlas.

A la hora de leer este artículo, tengan en cuenta que hay algunas dificultades técnicas para evaluar el riesgo real de circular en bicicleta. No existen datos fiables de uso de la bici para el conjunto del país, y lo más parecido que hemos podido encontrar es el Barómetro de la Bicicleta que hace la Fundación ECA Bureau Veritas, que se trata de una encuesta y no una medición de uso real. Sí existen valoraciones de reparto modal para ciudades relativamente grandes, como Barcelona, Valencia o Sevilla, pero no tenemos certeza de que sean extrapolables al conjunto del país. Así pues, varios de los indicadores del riesgo como la probabilidad de accidente por distancia recorrida o por hora de uso directamente no los podemos calcular. Si alguien los tiene o puede conseguirlos, le estaremos muy agradecidos.

Así pues, no vamos a analizar el riesgo real de ir en bici. No podemos. Ahora bien, hay cosas que sí podemos sondear.

En estas cifras se incluyen variables muy interesantes para averiguar el grado de protección real del casco frente a accidentes reales: se indica si el accidentado llevaba casco o no, o si se desconoce, y si sufrió lesión craneal. El único cometido del casco es proteger de este tipo de lesiones, de manera que estos datos dan indicios fiables, para el desafortunado caso en que se produzca un accidente,

  • del nivel de riesgo de lesiones craneales que se corre si se tiene un accidente,
  • y del nivel de protección/efectividad que otorga el casco.

Por tanto, no debe entenderse este análisis a vuelapluma en cuanto a la seguridad en general de circular en bici, sino en cuanto a la protección que puede otorgar un casco en caso de accidente real. Queremos averiguar si de verdad es tan eficaz y conveniente llevar un casco en caso de accidente. Continuar leyendo «Los números hablan (II): uso de casco y lesiones craneales en ciclistas accidentados en España»