¿Y por qué usa la bici la gente?

Bueno, la respuesta general es complicada de averiguar, pero sí podemos conocer los motivos por que eligen la bicicleta en la comunidad de la Ciudad Universitaria de Madrid, o Campus de Moncloa, donde coinciden instalaciones de la Complutense, la Politécnica, la UNED y una importante cantidad de estudiantes en residencias universitarias y colegios mayores: unas 113.000 personas viven en este entorno o acuden a diario.

El resumen del artículo
El resumen del artículo

Y lo sabemos porque Álvaro Fernández-Heredia, Andrés Monzón y Sergio Jara-Díaz publican un artículo en Transport Research que cuenta las conclusiones de una encuesta entre los ciclistas habituales de Ciudad Universitaria. La edición en papel sale en mayo, pero ya está para descarga. Y no hay sorpresas. ¿O sí?

Lo más destacado del artículo
Lo más destacado del artículo

Continuar leyendo «¿Y por qué usa la bici la gente?»

Circule por la calzada: es cuestión de egoísmo y comodidad

Que no, que por la acera no vamos bien en bici. No se circula con comodidad.

Y no me refiero a esos molestos peatones que insisten en caminar por ahí como si fuera su sitio legítimo.* Es una cuestión mucho más sencilla, de velocidades y trazados.

Verán, una bicicleta, salvo que lleve ruedines,** requiere una velocidad mínima para mantenerse en equilibrio, algo superior a la de un peatón a buena marcha. A ojo, un peatón que camine rápido circula a unos 6 Km/h y una bici requiere 8 Km/h de mínima. Es una cuestión de física un tanto complicada de explicar, pero patente en el uso: en bici siempre iremos más rápido que los peatones. Si circulamos «a paso de persona», como proponía el antiguo código de la circulación, tendremos que hacer equilibrios con el manillar para no caernos.

Y eso hablando de mínimos: en ciudad, un recorrido en bicicleta se hace a aproximadamente 15 Km/h de media, contando paradas, con puntas de 30 o incluso 40 Km/h si pilla una buena racha. Son cifras medidas en Copenhague, pero no difieren mucho en el resto del mundo. Recordemos que el 56% de los ciclistas de allá declaran elegir la bici por velocidad, 37% por comodidad y 29% por ahorro, no por ecología ni otras cuestiones etéreas.

Así que cuando se proyecta una vía de este tipo, entre las cosas a tener en cuenta es que se pueda circular a velocidades útiles y cómodas.

Velocidades de proyecto para vías ciclables según manual de Cataluña
Velocidades de proyecto para vías ciclables según manual de Cataluña

Los (buenos) manuales técnicos de ayuda a los planificadores urbanos lo saben y recomiendan velocidades objetivo para el diseño: por ejemplo, el manual de Cataluña recomienda mínimos de 30 Km/h en pistas de uso exclusivo de bicicletas. Y a su vez, esta velocidad objetivo del diseño requiere unos radios de giro mínimos para las curvas.

Radio de curvatura de una curva en una función. De Wikipedia.
Radio de curvatura de una curva en una función. De Wikipedia.

Una curva muy pronunciada (de poco radio) ha de tomarse a poca velocidad; una más «abierta» (de mayor radio) podrá hacerse más rápido. Si tomamos una curva muy pronunciada a alta velocidad, nos saldremos de la vía. Tienen una explicación más detallada en Cifras y Teclas (donde además les hablan de la clotoide, una curva de radio variable que se usa mucho en carreteras). Los técnicos de movilidad que hacen las cosas bien*** saben esto y planifican los trazados de las vías en consecuencia. Al menos, en las calzadas y carreteras es así: todas las curvas muy pronunciadas tienen indicadores de velocidad máxima, y las autovías y autopistas tienen requisitos muy estrictos respecto al radio mínimo de sus curvas.

Radios mínimos propuestos para curvas en vías ciclistas, según manual de Cataluña
Radios mínimos propuestos para curvas en vías ciclistas, según manual de Cataluña

Pero a algunos técnicos no les dejan hacer las cosas bien, o no se aplican a conciencia con las vías para bicis, y a veces les salen barbaridades y chapuzas que luego no son cómodas para ciclistas. Continuar leyendo «Circule por la calzada: es cuestión de egoísmo y comodidad»

Buenas ideas, reunidas: el PICA de Alicante

La DGT cae mal a la gente. Lo ha hecho de siempre, con eso de proponer multas y medidas coercitivas, que aunque necesarias son siempre complicadas de entender. Y la de ahora, cae peor aún. Consigue hacer buena a la DGT de la etapa de Pere Navarro.

Porque al menos, la DGT de entonces intentaba facilitar la labor a los técnicos municipales. Ya hemos hablado en este blog de su manual con sugerencias para la movilidad segura de peatones y ciclistas, muy útil para ayuntamientos con ganas de hacer las cosas bien. Aunque la DGT diga que la planificación urbana no es de su competencia -y en parte lleva razón, porque no lo es- la existencia de unas guías de seguridad básicas para todo el país facilitan la vida a los ayuntamientos que no tienen presupuesto para contratar técnicos de movilidad o invertir en consultoras.

Transversalidad y movilidad sostenible. Eso pedía la DGT en 2011. Y visión global. Amén.
Transversalidad y movilidad sostenible. Eso pedía la DGT en 2011. Y visión global. Lo que ha llovido.

Hoy hemos encontrado un pequeño catálogo de experiencias de seguridad vial urbana publicado en 2011: una colección de 34 iniciativas para concienciar o para mejorar la movilidad de sus vecinos, en su mayoría sin requerir grandes presupuestos y fáciles de replicar. Curiosamente, y por ahí viene la queja, la DGT no permite la descarga de este manual, y pide 50€ por una copia, aunque lo hemos localizado buscando por otras vías (si les interesa, busquen o pídanmelo, que se puede encontrar sin pagar). Si les interesa, está disponible la presentación (PPT) del catálogo.

Jerarquía de prioridades: primero los peatones, luego el transporte colectivo, y solo al final el automóvil privado. Igual que lo que proponen ahora, ¿verdad?
Jerarquía de prioridades: primero los peatones, luego el transporte colectivo, y solo al final el automóvil privado. Igual que lo que proponen ahora, ¿verdad?

 

Propuesta de Alicante: uso de la bicicleta como transporte urbano
Propuesta de Alicante: uso de la bicicleta como transporte urbano

En lo que toca a la bici, el Ayuntamiento de Alicante proponía un plan de infraestructuras ciclistas que ha continuado hasta el día de hoy, como puede podía leerse en la memoria sobre las actividades realizadas. [Nota: el Plan ha desaparecido de la web y ahora hay referencias al PMUS de Alicante, sin que hayamos podido localizar la memoria.] Se detallan las obras y han realizado una medición de la cantidad de ciclistas. ¡Un aforo! ¡Datos! ¿No es sensacional?

Me gustaría que se incluyeran también presupuestos, pero no se puede hacer todo perfecto. Enhorabuena al Ayuntamiento de Alicante, que parece querer continuar con las infraestructuras: se ha anunciado la ampliación de la red de carriles bici dentro de su PMUS.

En fin, si quieren ustedes organizar alguna iniciativa en pro de la movilidad segura o sostenible y no saben por dónde empezar, pueden pedir auxilio a alguno de estos ayuntamientos o tomar nota de sus aciertos y fracasos.